martes, 11 de febrero de 2014

AMOR, CAFÉ, PAPEL HIGIÉNICO... Y GALLETAS DE MANTEQUILLA Y CANELA


Si pensáis en el amor, ¿qué se os ocurre?  A nosotras muchísimas cosas preciosísimas pero antes de enseñaros algunas vamos a hablar un poco sobre San Valentín. Ese día que nos han vendido como el único en el cual tenemos que estar súper enamorados de nuestras parejas...Y si ese día en cuestión tu superenamoradisimo compañero/a se levanta con el pie izquierdo y lo más bonito que te dice es: ¿GRRR no queda café? o ¡Ya podrías reponer el rollo de papel higiénico, que siempre me toca a mí!. ¿Qué haces?¿ Le das la sorpresita que te has pasado todo el día anterior preparando; llamas a tus padres para decirles que vas a hacer una locura, y que si el juez decide enviarte unos días a la sombra que te traigan una lima metida en un bocadillo de Nutella o te haces el loco/a y sigues bebiéndote el último sorbito de café?
 

Decidáis lo que decidáis os aconsejamos que no dejéis de hacer estas maravillosas Galletas de Mantequilla y Canela, hoy con forma de corazón para que no se diga, pero que las podéis hacer con la forma que más os guste (flores, estrellas, caballitos de mar, dinosaurios, dragones de dos cabezas...) Bueno no nos enrollamos más, aquí tenéis la receta.





Ingredientes:

300 gr. Harina de trigo

200 gr. Mantequilla (temperatura ambiente)
100 gr. Azúcar blanco
1 Pizca de sal
1 Cucharadita de canela molida
Colorante en pasta o gel del color deseado

Preparación:
  1. Tamizar la harina, la canela y la sal y reservar.
  2. Mezclar la mantequilla con el azúcar hasta conseguir una mezcla homogénea.
  3. Añadir la harina tamizada e ir amasado hasta que quede todo integrado. 
  4. Dividir la masa en dos, reservar una parte y en la otra añadir el colorante hasta que consigáis el tono deseado.
  5. Colocar la masa entre dos papeles de hornear y estirar con el rodillo con un grosor de 0,5 cm, es súper importante que quede uniforme para que se vean bonitas.
  6. Dejar enfriar en la nevera mínimo 45 min. De esta manera nos será más fácil manipularlas una vez cortadas
  7. Una vez fría la masa empezaremos a cortar, preparar una bandeja de horno con papel de hornear, (nunca le pongáis mantequilla ni spray desmoldante ya que nos variaría la textura de las galletas) con un cortador mas grande hacer una de color blanco y otra de color rosa, con otro cortador mas pequeño cortar en el centro de cada galleta y alternar los colores (blanco-rosa, rosa-blanco), dejar un espacio de un par de centímetros entre cada una.
  8. Volver a poner la bandeja en la nevera, esta vez una hora como mínimo (si queréis acelerar el proceso podéis ponerlas en el congelador, pero vigilando que no se congelen).
  9. Precalentar el horno 150ºC y una vez transcurrido el tiempo de reposo introducirlas galletas y hornear durante 7 o 8 minutos (este tiempo es orientativo ya que dependerá de cada horno).
  10. Dejar reposar unos 5 minutos en la bandeja y pasarlas a una rejilla para que se enfríen totalmente.
La inspiración de hacerlas de dos colores nos vino al ver las fabulosas galletas que publicó Bea Roque en su web El Rincón de Bea




Consejos:



  • Podéis hacerlas sin intercambiar los centros.
  • Las cantidades varían según el tamaño de los cortadores.
  • Es una receta ideal para hacerla con niños.


 





2 comentarios:

  1. Jijijijii..... le metes una galleta en la boca para que se calle y le tiras el ultimo sorvito de cafe encima... y ala otra receta... Huevos fritos... ;) ... las galletas tienen una pinta remenda. Ummm !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajaja Elisabet!!! Gracias por comentar wapi!!

      Eliminar